Boletín de noticias – Semana del 14 septiembre

En el marco de la Vigésima Conferencia Anual y Reunión General de la Asociación Internacional de Fiscales (IAP), el fiscal de Perú, Pablo Sánchez Velarde, hizo una llamada para fortalecer la cooperación entre los ministerios públicos de todos los países con el fin de combatir el crimen organizado transnacional, especialmente en delitos transfronterizos como blanqueo de dinero, tráfico ilícito de drogas y corrupción.

El presidente boliviano Evo Morales inauguró el Centro de Operaciones de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN). La obra demandó una inversión de US$ 1.3 million, de los que US$ 1 million fue aporte de la Unión Europea.

El Instituto Ítalo Latinoamericano (IILA) respaldrá a los países centroamericanos en la lucha contra el crimen organizado en todas sus modalidades, a través del envío de expertos que brinden conocimientos y herramientas sobre este tema.

La Guardia Civil española detuvo a diez personas acusadas supuestamente de introducir en España droga procedente de América del Sur que viajaba en grandes barcos. Presuntamente, los barcos descargaban su mercancía en alta mar en embarcaciones más pequeñas que a su vez llevaban las drogas hasta España. Entre las personas detenidas hay tres argentinos.

El comandante de la Fuerza Naval del Pacífico presidió la entrega de dos lanchas patrulleras de río (LPR), con las que la Armada Nacional colombiana podrá reforzar sus capacidades de control de narcotráfico en los afluentes del litoral Pacífico.

El Gobierno de Venezuela lanzará una segunda etapa de un plan de movilización militar y policial contra el crimen organizado que incluye amplias movilizaciones en zonas que están bajo el control de grupos delictivos.

Durante un operativo conjunto de la Unidad de Investigaciones Antinarcóticos (UIAN) de la Policía Nacional y la Fiscalía General de Ecuador desarticuló una red internacional de narcotráfico que supuestamente operaba en Quito. Durante el operativo, la Policia detuvo cuatro personas, incautó 193 paquetes que contenían 225 kilogramos de cocaína, que según la Policía tenía como destino Australia.